Menu

Quince cosas cuyo nombre no sabías que existía

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Y éstas son algunas de las cosas cuyo nombre no sabías que existía

Algunas veces ya hemos venido hablando sobre las palabras más raras del castellano, otras muchas sobre curiosidades generales de idiomas; pero nunca sobre palabras que nadie conociera. Y ya que nos ponemos: ¿por qué no hablar sobre cosas cuyo nombre no sabías que existía?

Porque sí querido lector de infoidiomas: existen palabras de ciertos objetos, acciones, situaciones o fenómenos que seguro nunca te has planteado si tienen cabida en el diccionario. ¡Pero así es! Son raras de narices (por decirlo de forma fina), y de seguro que ni el mejor Cervantes o Shakespeare de nuestra época las conoce. Estás, por lo tanto, ante un completo artículo de curiosidades de idiomas que, si bien no te deja anonadado, estamos convencidos te va a resultar interesante ;)

Giste

Dentro de las cosas cuyo nombre no sabías que existía está la cervezaAsí es por lo visto como se conoce a la espuma de la cerveza (bebida alcohólica que, por cierto, es la más consumida a lo largo y ancho de todo el mundo). Así que si quieres quedar como todo un maestro cervecero ya sabes que tienes que pedirle al camarero cuando te la sirva.

Ej: Con dos dedos de giste por favor, que así sabe mucho mejor (y sin haberlo pensado, nos ha salido un pareado)

Ampersand

¿El nombre de alguna provincia alemana? ¡Jamás! Se trata nada más y nada menos que del nombre que recibe el signo ‘&’. ¿Nunca te habías preguntado cómo se llamaba? Pues ahora conoces la respuesta.

Ej: “Y va con ampersand intercalada” “¿Con qué?”.

Criptomnesia

¿Sabes aquello de que se te acaba de ocurrir algo que en realidad tan sólo has recordado, pero que no has recordado que lo sabías? Pues sí, precisamente este galimatías es lo que significa criptomnesia. Ahora toca preguntarse por qué el inventor gastaba su tiempo libre en este tipo de cosas.

Ej: ¡Pardiez! ¡He tenido un acceso de criptomnesia y he plagiado el ‘tuit’ de El Rubius!

Camino del deseo

Dentro de las cosas cuyo nombre no sabías que existía están estos curiosos caminosAtento al dato: así se les llama a los surcos o caminos que se forman en el césped por las pisadas de las personas. ¿Qué por qué se llama “del deseo”? Pues porque son caminos que la gente toma sólo porque así lo desea.

Ej: Mira cómo han dejado el camino del deseo las ovejas con sus boñigas.

Tenesmo

Vamos a decirlo sin tapujos: ganas frecuentes de ir al baño. Una palabra, en nuestra opinión, más que imprescindible ante situaciones de… digamos “imperiosa necesidad”. Y has de saber que también existe la versión de ‘Tenesmo rectal’. Para que te quedes tranquilo ;)

Ej: Menudo tenesmo tengo que me voy por la pata abajo.

Dysania

“Estado en el que te encuentras cuando por la mañana sientes que no puedes levantarte de la cama”. En serio: ¿por qué no la utilizamos más a menudo? ¡Nosotros la sufrimos día tras día! Si es que debería ser catalogada como enfermedad crónica…

Ej: No mami, hoy no voy a ir al colegio que tengo una dysania de las gordas (¿Ves lo que te decíamos?).

Mondegreen

Dentro de las cosas cuyo nombre no sabías que existía está este efecto causado por la músicaSe da cuando malinterpretamos o no entendemos lo que una persona nos dice, habitualmente cuando uno escucha música. Una palabra inglesa que, la verdad, no estaría de más el incluirla en nuestro diccionario. ¡Al fin y al cabo tendríamos que utilizarla todos los días!

Ej: (ya castellanizado) Como no le compremos el sonotone al abuelo va a estar en ‘mondegreen’ constante.

Óbelo

No te suena de nada, ¿verdad? ¡Pues debería! Ya que se trata del mundialmente conocido como signo de división. “¿Y cuál es el de multiplicar?”, algún curioso se preguntará. Éste último es algo más conocido: aspa.

Ej: ¡Se me ha roto el óbelo de la calculadora!

Chisguete

Sólo para personas de alta alcurnia o rancio abolengo: corta cantidad de vino que se bebe. Sí, de acuerdo, suena más fino; pero seguimos prefiriendo el “tomar un trago de vino” de toda la vida.

Ej: ¿Nos echamos un chisguete?

Estepircursor

Incluidas dentro de las cosas cuyo nombre no sabías que existía también encontramos los matojos rodantes¿Qué película del salvaje Oeste que se precie de serlo no cuenta con al menos uno de estos? Por supuesto hablamos nada más y nada menos que de los típicos matojos rodantes que pueblan los desiertos estadounidenses. Aunque también se les puede llamar rodamundos, sorrasca, salicón, barrilla, corredora del desierto, apretaculos, rodadora, etc.

Ej: ¿Qué película del salvaje Oeste que se precie de serlo no cuenta con al menos un estepircursor?

Guedeja

Así es cómo se les llama a las largas cabelleras, o también a la melena de un león. Muy útil a la hora de dirigirte a peluqueras con un rico léxico o de quedar como todo un experto naturalista en el zoológico.

Ej: Qué guedeja más bonita se ha dejado la Jessy para la fiesta de esta noche.

Haiga

No, no es el “oiga” de personajes pertenecientes a la España profunda; sino que se refiere a coches de gran tamaño y carácter ostentoso. Una limusina por ejemplo (al Batmóvil también podríamos llamarle así).

Ej: Con esa haiga normal que Juan no pare de ligar.

Petricor

Dentro de las cosas cuyo nombre no sabías que existía está este olor¿Quizás un pájaro exótico? ¿Tal vez un nuevo color de la gama cromática? ¡Pues no! Algo más complicado: el olor de la lluvia en sitios secos. Seguro que su creador y el inventor de ‘Criptomnesia’ se llevarían muy bien.

Ej: Nuevo ambientador, olor petricor. Próximamente en los supermercados de su barrio.



Jeme

Otra palabra que no tiene desperdicio. Se trata de la distancia que hay desde la punta del pulgar a la del índice, siempre y cuando se separen lo máximo posible. O como se ha dicho desde el inicio de los tiempos: un cacho así.

Ej: “¿Cuánto mides?” “Diez jemes y tres centímetros” (Muy útil para quien no quiera decir su altura real).

Lemniscata

Si con los óbelos y las Ampersands no habías tenido suficiente he aquí tu nueva amiga. ¿Qué que es lemniscata? Pues lo que comúnmente llamamos símbolo de infinito. Y eso que tiene un nombre de provincia de Liechtenstein que tira para atrás.

Ej: Ampersands, óbelos, aspas y lemniscatas… ¡Normal que odie las matemáticas!



“Nunca te acostarás sin saber algo nuevo”, decía mi abuela. ¡Y cuánta razón tenía la pobre mujer! Quince son las palabras que hoy te hemos traído que seguro no conocías (y si no es así nos quitamos el sombrero), pero hay otras muchas cuya existencia sigue pasando desapercibida para el resto de mortales. ¿Te ha gustado el artículo? ¡Entonces nada mejor que compartirlo con tus amigos a través de redes sociales! (ya que nos hemos tirado tanto tiempo buscando palabrejas y escribiendo qué menos). Y si conoces algún otro término que crees merece ser mencionado no los dudes: compártelo con nosotros a través del tablón de comentarios ;)

El no poder levantarse de la cama se merece su puesto dentro de las cosas cuyo nombre no sabías que existía


  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
The following two tabs change content below.

Alex Navarro

Redactor de toda la vida del señor. Apasionado de las letras, la buena música, el celuloide y el mundo de los idiomas. Con una pluma en la mano antes que con una espada.

Latest posts by Alex Navarro (see all)

Dejar un comentario

Ten en cuenta que debido al proceso de moderación de comentarios, tu comentario podría tardar en aparecer.

Publicidad

SHEFFIELD CENTRE

¿Quieres aprender idiomas?

  • En España
  • En el extranjero

Encuentra tu curso de idiomas

Estudia o trabaja en el extranjero